12/02/2009

Anthony Gismondi / Canadá

"Todos están hablando de Argentina, Malbec y Mendoza"

Jurado internacional en el concurso Argentina Wine Awards, Gismondi asegura que Argentina ya encontró su lugar en el gusto de los consumidores canadienses y que para seguir creciendo en 2009 sólo debe superar la avidez de elaborar vinos a precios excesivos.

Gabriela Malizia
[email protected]



Gismondi es un enamorado, como él señala, de los vinos argentinos. Dice que nuestros blancos son excelentes, mucho mejores de lo que la prensa dice. Su opinión es valorada entre los conocedores canadienses, especialmente en el área de Vancouver, donde el consumo de vino es importante. El 22 de febrero estará en Mendoza, a fin de participar como jurado del Argentina Wine Awards, concurso de gran relevancia a nivel internacional para los vinos argentinos, organizado por Wines of Argentina y Coviar, y operado localmente por Área del Vino.

- Argentina crece rápidamente con sus vinos en Canadá, ¿cree que este ascenso se mantendrá en 2009?

- No veo ninguna razón por la cual los vinos de Argentina no continúen creciendo en el mercado de Canadá en 2009. Los argentinos son vinos perfectos para estos tiempos, no demasiado frutados, no demasiado secos, con precios competitivos, de hecho en muchos casos se han hecho "sobre entregas" por el precio. Si los productores se resisten al deseo de ser codiciosos, Argentina podría fácilmente forjarse al menos un 10 por ciento del "market share" Occidental en los próximos años. Quince años atrás, los franceses poseían el 55 por ciento del mercado de importación; hoy venden menos del 10% de todos los vinos importados, por lo tanto cualquier cosa puede suceder.

- ¿Piensa que este importante promedio de ventas se debe solamente a que el cambio (dólar canadiense/peso) ha favorecido al producto argentino?

- El precio es siempre un factor, pero Argentina sigue siendo un poco misteriosa, la calidad de sus vinos en el nivel de entrada excede el promedio del mercado, y la ausencia de grandes etiquetas, o marcas globales, ayuda a limitar el factor de sobre-exposición. Mientras hablamos de esto, los consumidores que conocen la diferencia entre Malbec y Merlot abandonan los "criterios de marca" en manadas.

- ¿Los canadienses beben la misma cantidad de vino, después de la crisis?

- Canadá está hoy rankeado en el sexto lugar entre todos los países importadores de vino. El consumo creció 30 por ciento en los últimos cuatro años y las últimas cifras, indican un crecimiento similar para el 2012. Una cultura del vino se ha establecido, especialmente entre los jóvenes bebedores; esperamos que ésta crezca con las sucesivas generaciones.

-¿Qué opina de los vinos argentinos?

- Soy un gran admirador de los vinos de Argentina. Estoy seguro de que si el resto del mundo tuviese acceso al tipo de viñedos que están disponibles para los productores de Argentina, quedaría extasiado.

-¿Mencionaría alguna bodega en particular?

- No me siento a gusto en individualizar una bodega hoy, al menos no hasta después del "tasting" (degustación durante el concurso Argentina Wine Awards). Sólo puedo decir esto: pese a que la sección de vinos argentinos todavía es pequeña en nuestras tiendas, vale la pena probar prácticamente todos los vinos seleccionados, y no puedo decir eso sobre muchos de los otros países.

- Como escritor y divulgador de vinos ¿opina que los vinos argentinos son bien conocidos por los consumidores, entre otros productos del Nuevo Mundo?

-Todos están hablando de Argentina, Malbec y Mendoza. Es imperativo que Argentina continúe dentro Canadá, contándoles a los canadienses sobre sus apelaciones. Mendoza y sus distintos ambientes deberían ser subdivididos en las etiquetas con una, sino dos, sub- apelaciones. Argentina no debe esperar. No debe posicionar a Mendoza como California. Cuenten la historia del Valle de Uco, de Luján de Cuyo, de Tupungato, de Barrancas y más. No traten a los consumidores que están pagando U$S 15 a U$ S20 por una botella de su vino, como principiantes.

 - ¿Cuál es su pensamiento en relación al Malbec? ¿Es moda, o perdurará en el tiempo?

- Claramente, el Malbec es especial en Argentina y depende de Argentina convertirse en el país experto mundial del Malbec. Toda la información sobre esta variedad debe emanar de estudios que se realicen en el país, no de historias traídas de Londres o Nueva York, o Vancouver. Deberíamos estar citándolos a ustedes en el mundo, y no al revés. Suelos, clones, condiciones de crecimiento, etcétera, todo debe ser amplificado y explorado por los productores argentinos. ¿Por qué no hacer un Simposio de Malbec cada tanto y llevarlo a otros países?

¿Qué piensa de nuestros blancos, especialmente de nuestro Torrontés?

- Personalmente, pienso que los vinos blancos argentinos son mejores que los comentarios que reciben de la prensa. No se puede tomar vino tinto con todo. Los vinos blancos aromáticos están muy de moda en Vancouver, donde la comida asiática ocupa gran parte de la dieta.

- Se piensa que 2009 será duro para los vinos en general, y para los argentinos en particular, ¿podemos competir con los vinos americanos y franceses, en los segmentos Premium?

- Ya lo están haciendo. En 2009 sólo necesitan mantener la calma, los precios en línea y creer en sí mismos. El mercado vendrá a ustedes, por vinos de calidad a precios razonables. Si Argentina puede evitar la tentación de producir esos vinos "súper", con precios innecesariamente altos, continuará superándose en los mercados.

  

Fuente: Esta nota fue publicada por el Suplemento Fincas, de Diario Los Andes.

Gabriela Malizia
[email protected]

=

"No veo ninguna razón por la cual los vinos de Argentina no continúen creciendo en el mercado de Canadá en 2009".

¿Quién es Anthony Gismondi?

Es uno de los críticos de vino más influyentes de América del Norte. Como escritor y difusor, es ampliamente reconocido dentro del ámbito internacional del vino. Actualmente, transcurre su décimo tercer año en Wine Access, la revista nacional de vinos de Canadá, y su sexto año como jefe de redacción. Se encuentra cumpliendo su vigésimo año como columnista semanal de vinos en Vancouver Sun, donde su columna de fin de semana es leída por alrededor de 100 millones de personas, mientras que su sitio de Internet acerca de vinos, www.gismondionwine.com, recibe alrededor de 650 mil visitas de más de 70 países por mes. También es el copresentador del programa semanal de vinos y gastronomía de mayor trayectoria de Canadá, en TALK1410 en Vancouver.

En su tiempo libre es columnista habitual de vinos de la revista de la ciudad de Calgary. Colabora en las revistas Avenue y UP!, la revista de a bordo de West Jet Airlines (leída por más de 1.200 millones de viajeros por mes).

También es columnista de la revista semanal Pique Newsmagazine, la cual se distribuye en los centros de esquí más importantes de Whistler, British Columbia y Norteamérica.

Ávido defensor de los vinos con denominación de origen, transcurre por lo menos tres meses al año viajando alrededor de los viñedos del mundo, para experimentar de forma personal el concepto de "terroir". Reside en el pueblo de Ambleside, al oeste de Vancouver, sobre la costa occidental de British Columbia.

=